5 preguntas básicas antes de elegir un revestimiento de suelos

Cuando tomamos la decisión de cambiar el suelo de nuestra casa o negocio, hay una serie de preguntas que debemos responder para elegir el pavimento correcto que más cumpla con los requisitos que le exigimos.

  • 1. ¿Qué uso va a tener el suelo? Particular, comercio, etc.

Obviamente, dependiendo del uso que se le dé al suelo es recomendable un material u otro. Si su uso va a ser residencial con una tarima con calificación AC3 0 AC4 o un pavimento vinílico en rollo o losetas con una capa de poliuretano de 0,30 mm mínimo, nos es suficiente, pero si por el contrario tenemos mascotas en casa, niños jugando en el suelo continuamente o si tenemos un local comercial con un tránsito considerable tendríamos que escoger un AC4 o un AC5 si su uso va a tener mucho desgaste sobre todo en comercios u oficinas o un PVC con una capa de poliuretano mínimo de 0,55 mm.

  • 2. ¿Cuánto desgaste va a sufrir?

Una vez que respondemos la primera pregunta tenemos que analizar la durabilidad del revestimiento de suelo.

  • 3. ¿El suelo va a estar en contacto con la humedad?

Todos los suelos no aguantan igual la humedad, así que es necesario buscar el indicado para ese uso.

Casi todos los suelos excepto los cerámicos no soportan la humedad, pero sí que es cierto que existen ahora en el mercado numerosos productos como tarimas flotantes y PVC hidrófugos, eso sí, siempre que los laminados se sellen sus juntas con parafina y su tablero base sea hidrófugo o de resina y el PVC sea en rollo y vaya soldado entre las juntas con cordón termosellado para asegurar la estanqueidad. De hecho, en la mayoría de los baños en los hospitales y residencias está prescrito este material por su excepcional comportamiento.

  • 4. ¿Qué base tengo actualmente?

Me refiero al suelo sobre el que se va a instalar el pavimento nuevo, ya que puede estar desnivelado, estar poco compacto, etc.

Para que un pavimento sea duradero y aporte el 100 % de sus características, es necesario que su base esté nivelada, firme y seca. Si no cumple estos tres requisitos siempre es preferible sanear la solera sin reparar en gastos y después escoger uno de los suelos que hemos visto con anterioridad.

  • 5. ¿Cuánto me quiero gastar? ¿Cuál es mi presupuesto?

Tenemos suelos desde 18 €/m2 instalados hasta la cantidad que queramos.

Sobre todo saber la horquilla que barajamos, ya que para cada utilidad hay unos varemos razonables en cuanto a precio se refiere, pero antes tenemos que saber muy bien cuál es el objetivo que le vamos a pedir.

Esta información ha sido ofrecida por IG Revestimientos, empresa española experta en la instalación y el suministro de revestimientos de suelos y paredes. Trabajamos tanto con particulares como profesionales (escuelas infantiles, clínicas, residencias de mayores, hoteles, restaurantes, comercios, oficinas…) en toda la península. Presupuesto gratuito y sin compromiso en 24 horas. Asesoramiento personalizado.

www.igrevestimientos.es

Tel: 91 630 89 95